jueves, 10 de noviembre de 2011

CURIOSIDADES DEL BARRIO SAJONIA

Del historiador Luis Verón entresacamos unas curiosidades del barrio Sajonia...

WIMBLEDON CRIOLLO.
Las primeras y únicas canchas empastadas de tenis que existieron en el Paraguay fueron la de los Stanley de San Bernardino, construida en 1918 y la del club “Deportivo de Puerto Sajonia”, construida a mediados de la década del ‘20. Esta cancha estaba ubicada donde actualmente se encuentra la cantina del club.

EL TRANVÍA.
El viejo tranvía, elemento inseparable del paisaje capitalino, que aún se mantiene con sus traqueteantes coches y gastadas vías, conoció alguna vez, épocas mejores.
El servicio contaba con varias líneas que cubrían diversos barrios asuncenos: la 5 y la 2 iban del Puerto a los Tribunales, la 10 del Centro a Villa Morra, la 4 a Puerto Sajonia y otra a San Lorenzo, pasando por Villa Aurelia.
Además de los tranvías mixtos, que circulaban con acoplados trasportando a vendedoras del ‘mercado guazú’ (frente al Hotel Guaraní), la Compañía Americana de Luz y Tracción (C.A.L.T), propietaria de los tranvías, ofrecía también servicio fúnebre hasta el cementerio de la Recoleta. Pintoresco espectáculo en el que el cortejo era encabezado por los deudos, mientras que el finado iba atrás en una carroza remolcada por el tranvía.

CERVECERÍAS.
En 1896 se instaló la primera cervecería en Asunción -la primera en el país funcionó en San Bernardino en 1881-. La fábrica fue fundada por los hermanos Creydt y funcionaba sobre la calle Gral. Santos, en el lugar ocupado, en la actualidad, por una planta textil.
La cervecería fue transferida en 1898 a los uruguayos Juan y Pedro Bosio, funcionarios de la empresa, quienes trasladaron la fabrica sobre la calle Benjamín Constant, en el lugar ocupado actualmente por el diario Ultiina Hora. Posteriormente se mudó sobre la calle Palma, en el edificio ocupado por la APAL.
En 1910, esta empresa se constituyó bajo el nombre de “Cervecería Nacional” y en 1923 se fusionó con la “Cervecería Americana”, fundada en 1917.
Otra cervecería, propiedad del señor Eduardo Schaerer, se instaló en 1907 en Puerto Sajonia y tuvo efímera vida: fue devorada por un incendio en 1910.

Hasta otra pronta curiosa historia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada